[…] el ÁGATA-OJO o ALEPO como un ojo humano. En su talla se aprovechaba la apariencia de esta gema, cuyas capas semejan iris y pupilas. Era usada para formar los ojos de los antiguos dioses. […]

Un ojo está pensado para ver.
El alma está aquí para su propio goce.
Rumi

En la Ciudad más Antigua del Mundo,
Ishtar observa
a una turista musulmana:
tras el burka, ella también la escudriña.

Ishtar, de piedra,
mira como si fuera de carne
con sus ojos de ágata.
Benazir, de carne,
mira impertérrita como una piedra.

—Sueña, Primogénita de la Luna,
Hieródula del cielo,
La que abre el vientre.
Oh, sueña conmigo, Tormenta de fuertes truenos,
Estrella matutina y vespertina.
Desde el fondo de las eras, Jueza justa,
sueña que amparas mis designios.

Así decía, sin voz, una mujer bajo su burka
en un inerte mediodía en Alepo.

Con el móvil tomó una foto de la diosa
y luego se dejó llevar.

© 2013, Iliana Rodríguez.

(De: Iliana Rodríguez, Lapidario, México, Fósforo-Secretaría de Educación Pública-Instituto Nacional de Bellas Artes-Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, 2013.)

Leer el poema siguiente.

Leer otros poemas.

Escribe un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s